Beneficios del vino

“Vieja madera para arder, viejo vino para beber, viejos amigos en quien confiar, y viejos autores para leer.” Francis Bacon.

El vino ha estado presente en la humanidad desde tiempos muy antiguos; desde las culturas Grecorromanas, hasta el libro del Génesis del Antiguo Testamento. Asimismo, durante más de dos milenios, desde la celebración de la Última Cena, ha sido símbolo de referencia para los cristianos, además de muchas otras religiones que lo han adoptado en sus ritos.

Haciendo cita de los clásicos, Homero en la Ilíada y la Odisea, hace  múltiples alusiones al vino. También, son innumerables los artistas que lo han plasmado en pinturas de fiestas, bodegones e incluso, representando la vida de los antiguos dioses del vino, Baco, en la romana, Dionisio, en la griega y Osiris, en la egipcia.  

Entonces, ¿qué es lo que ha hecho tan famoso al vino? Son múltiples los estudios que han demostrado los beneficios del consumo moderado y responsable del vino. – Y por “moderado” tomamos como referencia lo establecido en la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-10), que  indica como un consumo aceptable y no peligroso una dosis de 24 gramos al día para el hombre y de 16 gramos al día para la mujer. – Así que, basándonos en esos estudios, a continuación te dejamos 5 de los principales beneficios del vino.

Here we go:

  • Según la Escuela Médica de Harvard, el resveratrol, la sustancia química presente en la piel de las uvas tintas, retrasa en envejecimiento, siendo una de las causas de longevidad en zonas de alto consumo del vino, como el suroeste de Francia o Sardegna. De igual manera, The Faseb Journal, muestra una investigación que indica que el mismo resveratrol mejora nuestro estado de ánimo cuando estamos apáticos o cansados.
  • Según científicos de la Universidad de Barcelona, los flavonoides, un grupo diverso de fitonutrientes (químicos vegetales), que se encuentran en las uvas, ayudan a reducir los efectos perjudiciales de los rayos ultravioletas en la piel.
  • La Universidad de California, indica que al consumir vino, liberamos endorfinas en nuestro organismo, relajándonos y generándonos una sensación de bienestar y alegría.
  • Investigaciones de La Escuela Universitaria de Medicina de Washington, muestran que el vino puede detener el proceso denominado angiogénesis, que consiste en la apertura de nuevos vasos sanguíneos en el área ocular, lo cual lleva al desarrollo de ceguera.
  • La Universidad de Leicester, afirma que el consumo de vino blanco puede reducir hasta un 50% el riesgo de tumores intestinales.

No cabe duda del porqué el vino ha sido un referente desde los inicios de la humanidad, ¿verdad? Así que, no tengas miedo de degustar una copita de tu vino favorito de vez en cuando, eso sí, siempre con moderación y sin caer en los excesos.

Disfruta la vida Queen <3

“El vino es poesía embotellada.” Robert Louis Stevenson.

Love;

Jairi & Andrea.

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gustaría recibir nuestro newsletter?

¿Te gustaría recibir nuestro newsletter?

artículos recientes