Amelia Earhart

Amelia, la mujer amable y tímida detrás de su notable talento y valentía

¿Como fué la niñez de Amelia?

Amelia nació en 1897, en Kansas. Fue una niña tímida. La mayor parte de su infancia la vivió con sus abuelos maternos, ya que su padre tenía problemas de alcohol y su madre se enfocó en el cuidado de él. En la escuela le encantaba la ciencia y el deporte. Sin embargo, le era difícil tener un buen desempeño académico. 

Cerca de su mayoría de edad, decide pasar navidad en Toronto con su hermana mayor, donde se ofreció como ayudante de enfermería de la Cruz Roja, atendiendo directamente a los pilotos de la fuerza aérea que llegaban de la Primera Guerra Mundial. Durante ese tiempo, desarrolló tanto respeto y admiración por la aviación, que en su tiempo libre lo que más hacía era ver las prácticas en el aeródromo más cercano.

Actos que definieron su vida: 

Su primer viaje en avión marcó totalmente su vida. Aunque solamente fueron 10 minutos, era todo lo que necesitaba para entender donde se encontraba su destino. Trabajó desde fotógrafa hasta camionera para poder ahorrar y pagar sus lecciones de vuelo.

A sus 24 años logró comprarse un biplano de segunda mano. Un año después, voló su avión a 14,000 pies, el récord mundial de altitud para las pilotos. Se convirtió en la 16ª mujer en recibir una licencia de piloto.

¿Qué hacía única a Amelia? 

Ella siempre fue amable, talentosa y valiente, nunca desmayó por conseguir su sueño. A sus 26 años, cuando sus fondos financieros se habían agotado por el mal manejo de su familia, tuvo que vender su biplano, abandonar sus estudios y buscar empleo como maestra y trabajadora social. No obstante, esto no la detuvo, ya que gradualmente logró volver a la escuela de aviación y hasta llegó a invertir en el aeropuerto de Massachusetts, donde la catalogan como celebridad local.

Datos curiosos: 

  • Fue la primera mujer en volar sola a través del Atlántico, en un viaje que duró casi 15 horas.
  • Fundó una organización de mujeres aviadoras, la cual aún se mantiene.
  • Trabajó como editora asociada en la revista Cosmopolitan, donde realizó campaña para viajes aéreos comerciales.
  • Trató de influenciar para ayudar a derribar los estereotipos negativos sobre las mujeres y para que se les abrieran puertas en todos los campos laborales.
  • Desapareció en el 2 de julio de 1937 en un vuelo donde quiso circunnavegar la tierra alrededor del ecuador.

Inspiraciones de Amelia para Yes Queen: 

Amelia nos enseñó que el coraje y la valentía debemos llevarlos siempre con nosotras. Atrevernos y salir de la zona confort puede llenarnos de inseguridades y miedos, lo sabemos; nosotras lo sentimos justo antes de lanzar Yes Queen. Le teníamos miedo al qué dirán, a si saldría bien o no, a si estábamos preparadas, en fin, estábamos llenas de angustia. Hasta que un día nos atrevimos, porque las ganas y la seguridad con la que nos llenamos fue más grande que todas aquellas cosas negativas que llegamos a sentir. 

¡Y aquí estamos! Ha sido un camino largo y a veces cuesta arriba, pero lo hicimos. Nos apoyamos cuando una de nosotras no está en sus mejores días, nos animamos cuando sentimos que nuestra energía decae y eso nos recarga. Cada vez que nos sentamos a realizar la programación del mes, todo fluye tan, pero tan natural, que en ningún momento nos arrepentimos de haber comenzado este camino.

¡Queen atrévete, tú puedes, tienes todo lo que necesitas!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gustaría recibir nuestro newsletter?

¿Te gustaría recibir nuestro newsletter?

artículos recientes